Volver a la lista 

Roberto Barros: Corresponsales no bancarios ayudan a distribuir beneficios sociales

El Superintendente de Programas Sociales de Caixa Económica Federal señaló que la entidad ejerce un papel fundamental en la promoción de la justicia social en Brasil. La cuenta “Caixa Fácil”, con 7,2 millones de usuarios, es “la mayor acción de inclusión financiera del país”

El programa Bolsa Familia, un plan de transferencia directa condicionada de renta hacia familias en situación de pobreza, instituido en 2003 por el gobierno de Brasil, ha permitido el acceso de grandes sectores de población de baja renta a derechos sociales básicos.

"Los corresponsales no bancarios han permitido que las transferencias de fondos estén disponibles en todos los municipios de Brasil”, señaló Roberto Barros Barreto, Superintendente de Programas Sociales de Caixa Económica Federal, la institución pública que administra las transferencias.

"La obligación de Caixa en este plan es facilitar la infraestructura para hacer efectivo el registro de las familias beneficiarias”, explicó Barros, quien intervino en el Seminario de Inclusión Financiera y Desarrollo Social, convocado por la Asociación Bancaria de Venezuela y realizado el 28 de octubre en Caracas. "El Estado articula la acción con los municipios, y éstos registran a las familias y les dan el acceso al plan", señaló.

Solamente durante el año 2009, Caixa distribuyó 64.500 millones de dólares por concepto de beneficios a los trabajadores, entre ellos los relacionados con la seguridad social. Otros 7.100 millones de dólares tuvieron que ver con transferencias directas de renta. “En total, el programa Bolsa Familia atendió a 12,7 millones de familias, beneficiadas a través de cuentas bancarias", enumeró Barros.

En este proceso, la incorporación de canales como los corresponsales no bancarios y la utilización de nuevas tecnologías han sido un elemento fundamental para hacer llegar los beneficios a grandes sectores de la población a lo largo de toda la geografía de Brasil.

“Como corresponsales no bancarios se ha incluido a agencias de loterías, panaderías, mercados, farmacias y otros negocios, lo que ha permitido reducir los costos y llevar los beneficios a todos los municipios de Brasil” En total, 29.400 corresponsales no bancarios forman parte del programa “Caixa Aquí” y 7,2 millones de clientes poseen la cuenta “Caixa Fácil”. Estas cifras han representado “la mayor acción de inclusión financiera en el país”, expresó Barros.

Otra servicio ofrecido por la institución es la “Cuenta Caixa”, una herramienta especial para población no bancarizada que no cobra tarifas por mantenimiento ni por consultas de saldo.“La Caixa contribuyó a que 19 millones de brasileños saliesen de la situación de pobreza, es una institución financiera con una finalidad: ejecutar acciones del Estado que permitan mejorar el acceso al sistema. Hoy en día, continuamos en contacto permanente con el Banco Central de Brasil para tomar nuevas acciones”.

Barros señaló que, además de los corresponsales no bancarios, la institución ha echado mano de nuevas tecnologías para ampliar el alcance de los programas sociales. "Para nosotros, expandir la red de corresponsales no bancarios implica la posibilidad de atender mayores sectores, y aprovechar la tecnología nos ha ayudado a llegar a espacios cada vez más distantes para permitir a la gente ejercer sus derechos”.
 

29/10/2010